Ganadores Segundo Concurso Ideas para Cuba

El futuro de Cuba desde el presente

La ganadora del Segundo Concurso Ideas para Cuba fue Deyli Castro García de la provincia de Las Villas con el trabajo “Caminos hacia la democracia”. Este primer premio es de $1000 dólares y la publicación de su contenido en una colección con las mejores ideas para Cuba. Deyli Castro, de 27 años, es graduada de Informática.

El Concurso Ideas para Cuba fue lanzado por primera vez en el año 2016 por cuatro empresarios cubanoamericanos para comenzar a construir el futuro del país desde el presente buscando desde ahora soluciones para los desafíos nacionales.

La convocatoria de este Segundo Concurso Ideas para Cuba  requería responder a la interrogante: “¿Qué leyes y medidas se necesitan para contener y revertir la creciente pobreza en Cuba?”. En Cuba algunas leyes y múltiples reglamentos bloquean la generación de iniciativas para incrementar la producción agrícola, la construcción de viviendas y el desarrollo de alternativas de transporte.

EL trabajo ganador propone entre varias ideas: la transformación del actual sistema totalitario en un estado de derecho, el fomento del respeto a la propiedad privada, la necesidad de maximizar y afianzar las garantías imprescindibles para los inversores extranjeros en la isla y que éstos, a su vez, incrementen las fuentes de empleo.

El trabajo “Cuba nuestra” de Roberto Cuevas Leyva, de la provincia de Las Tunas, obtuvo el segundo premio de $500 dólares.  Cuevas, graduado de Ciencias Sociales,  afirma hacer sus propuestas desde la “vivencia personal de un revolucionario […] que ha vivido junto al pueblo y en el pueblo en cada etapa de la Revolución”.  En “Cuba nuestra” se proponen numerosas ideas que incluyen la realización de una investigación social sin cortapisas que sirva de base a una eficaz estrategia para el cambio. También se sugiere buscar soluciones para que el cubano de a pie no quede excluido del proceso inversionista.

El tercer premio de $300 dólares fue otorgado a “Una nueva economía para Cuba” de Widhner  Jordani Ballester (Holguín). Este trabajo considera que la pobreza en Cuba está originada por el “estatismo más absoluto y la falta de derechos de trabajadores y consumidores”. Responsabiliza a los militares cubanos con la imposición de “un capitalismo autoritario, combinando lo peor de un mercado salvaje y un estado centralista”.  Entre varias ideas que van desde la salud a la educación, Ballester propone una verdadera reforma económica, que incluye, entre numerosas medidas, la derogación de muchísimos delitos en el Código Penal Cubano, y la inserción en la economía informática mundial.

El concurso recibió esta vez propuestas de las dieciséis provincias de Cuba. Holguín fue la provincia con más trabajos recibidos -nueve en total-, seguida por La Habana con seis ensayos. Esta participación se logró a pesar de que el email a donde se debían enviar los trabajos fue bloqueado desde Cuba. Sin embargo, los organizadores del Concurso lograron burlar la censura y mantener el flujo de las nuevas ideas que se envían desde la isla.

El comité gestor del concurso decidió otorgar una mención especial  de cien dólares a Alejandro Puerto, ganador del Primer Concurso, por su enjundiosa propuesta titulada “Combatir la pobreza con crecimiento económico e inclusión social”. Aunque su trabajo era de primera calidad, el comité gestor prefirió dar oportunidad a nuevos concursantes para que fuesen premiados en esta segunda convocatoria.

La necesidad de legalizar distintas variantes de propiedad empresarial, la inserción en la economía informática mundial, la libertad de prensa, reformas legales, el desarrollo de las pequeñas y medianas empresas, facilitar el acceso a tecnologías, así como, las facilidades de créditos para el ciudadano de a pie, fueron ideas recurrentes en muchos de los trabajos presentados.

Los premios serán entregados el  próximo 30 de junio en Cuba.  La próxima edición del Concurso Ideas para Cuba será lanzada en julio del 2017.

Comité Gestor Ideas para Cuba

 

TUTORÍA /  IMPACTO / REFERENCIA